miércoles, junio 07, 2006

LA COSTA RICA QUE APENAS SOSPECHAMOS

Los indígenas de nuestros países es la población más marginada. Ningún gobierno ha vuelto su mirada hacia este sector, vulnerable social y culturalmente. Los 65 mil indígenas costarricenses necesitan de más atención por parte de su gobierno.

Por Elvis Martínez A.

Más allá de las calles -llenas de hueco- de la capital y de los suburbios superpuestos sobre la geografía del valle central, también hay seres humanos que piden volvamos la mirada hacia ellos; pero gobierno y sociedad se hacen los sordos porque creen que Costa Rica solo es el fructífero y moderno valle central. En otras regiones también está la Costa Rica que no sospechamos o no queremos ver.

La muerte de una familia indígenas - el padre de 28 años, la madre de 23 y la pequeña niña de apenas dos años- mientras cruzaban el río Xikiari, es una muestra de que las entidades del gobierno no han sabido canalizar la mínima ayuda hacia esta poblaciones. No cuentan con puentes, ni muchos menos carreteras con huecos, el 70% de los hogares no tienen electricidad, la contaminación fecal en los acuíferos alcanza un 90 % y el índice de analfabetismo un 30 %, mas no se queda atrás la taza de natalidad, la cual triplica la nacional. Para poder llegar a centros de atención médica tienen que viajar hasta 8 horas a pie, trasbordando el peligro de la montaña como los caudalosos ríos de esta región, en los cuales ponen en peligro su vida.

En medio del “boom” por el mundial de fútbol, lo medios de comunicación, el gobierno y las entidades de la Cruz Roja no se han dado a la tarea de desplegar el equipo humano suficiente para dar con el paradero de estas tres personas, como sí lo hicieron con el Ministro Carlos Manuel Rodríguez. Es inaudito que en pleno siglo XXI nuestros indígenas, única representación de nuestra identidad, sigan viviendo en condiciones infrahumanas. Los 65 mil indígenas costarricenses necesitan y claman por la atención del gobierno. Ha sido harta la ineficiencia con que los gobiernos anteriores han dirigido las políticas de desarrollo en estas zona del país.

En la página de Museos de Costa Rica, se vende en el exterior la idea de que los grupos indígenas son parte importante de nuestra cultura. Los Bibris -se lee en el sitio web- constituyen uno de los más numerosos. Están localizados en las Reservas Indígenas de Salitre y Cabagra en el cantón de Buenos Aires, Pacífico Sur, en la Provincia de Puntarenas y al norte de la Reserva Indígena de Talamanca, en el cantón del mismo nombre, Atlántico Sur en la Provincia de Limón. El Bibrí, conserva su lengua en forma oral y en su escritura. Su actividad más importante es la agricultura, principalmente el cacao y el plátano, también cultivan maíz, frijoles y tubérculos. Crían cerdos, cazan aves y pescan. Su expresión artesanal es la cestería y la fabricación de instrumentos musicales, para lo cual utilizan elementos naturales.

Entonces, si ellos representan una parte importante de nuestra identidad y riqueza cultural, porque no trabajamos para que las condiciones de estos grupos mejore, siempre respetando sus tradiciones y su lengua.

La triste muerte de estos tres indígenas es una lección y un llamado al gobierno, -en mala hora porque se ocupan del mundial y de otros menesteres- para reaccionar ante la dura condición y olvido en la que viven los indígenas del país. Espero que este gobierno y los funcionarios del CONAI (Comisión Nacional de Asuntos Indígenas, formado en 1973) actúen y dejen de vivir asalariados a la sombra de los más vulnerables. El CONAI, ni siquiera está formada por integrantes indígenas y donde los indígenas aparecen unánimes sobre la mala representación de ese organismo estatal. Es así, lamentablemente, como Los ocho grupos étnicos no disponen de ninguna representación legislativa en Costa Rica.

Los diputados deben de aprobar leyes que favorezcan a los indígenas. De lo contrario estaríamos echándolos al abandono como ha sucedido hasta ahora y yo, estaría creyendo que nos creemos hartos “civilizados” porque nos olvidamos de la Costa Rica que no conocemos y “que apenas sospechamos”.

3 comentarios:

Andrés dijo...

Elvis, muy buen artículo, creí que solo yo me había dado cuenta de tal situación. Es lamentable la inectitud de l gobierno.

Víctor dijo...

Elvis, es cierto el fútbol sirve para alejar los problemas habituales, pero es de masas y es algo con lo cual no podemos ir en contra, la mayoría manda.

Víctor D

Elvis Martínez dijo...

Víctor, eso es claro, cuando yo digo que están ocupado en otros menesteres me refiero a que no les interesa lo que les pase a nuestros indígenas, por tradición estos gobierno han sido unos derroteros, mercachifles que roen a los sectores más vulnerables y desprotegidos...Las comunidades indígenas no generan lo que el valle central y sus ciudades producen, pero no no debemos de olvidar que son parte de una población y muy importante.

 
Copyright 2009 Istmo noticias. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates | Blogger Styles | WP by Masterplan